La verdad tras el discurso. Formación profesional en el nuevo milenio.

(The truth behind the speech.  Professional training in the new millennium)

Fuente/Créditos:
Ruiz-Ruiz, M. F. "La verdad tras el discurso.  Formación profesional en el nuevo milenio". Contratexto. Revista de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Lima.  Número 19. Lima: Fondo Editorial de la UNIVERSIDAD DE LIMA. Enero - Diciembre, 2011.


Oswaldo Guayasamín (Quito, 1919 - Baltimore, 1999)



ABSTRACT / RESUMEN

Where is that truth that every professional must seek? How do we identify and learn to separate it from possible errors? How is it related to the economic and liberal discourse of the Twenty-first century? How far do the values of the new times affect the most elemental structures of a professional university preparation? Is there hope for export or is professional training subjugated by unforeseen control mechanisms? Below, we will attempt to answer these questions, focusing on the different branches of engineering and business, professional fields that are the foundation for indisputable development for society.


¿Dónde está la verdad que todo profesional debe buscar? ¿Cómo identificarla y aprender a distinguirla de posibles falacias? ¿Qué relación guarda con el discurso económico y liberal del siglo XXI? ¿Hasta qué extremo los valores de los nuevos tiempos pueden afectar las estructuras más íntimas de la formación profesional universitaria? ¿Hay esperanza de salida, o la profesionalización está sojuzgada por mecanismos de control inadvertidos? En las siguientes líneas, ensayaremos una aproximación a estos cuestionamientos, centrándonos en las ingenierías y los negocios, campos profesionales que son agentes de indiscutible desarrollo para la sociedad.

3 comentarios: (+add yours?)

Anónimo dijo...

Marcos:
Muy interesante el artículo
Es muy importante la ética en la formación universitaria
Pedro Salinas

Anónimo dijo...

Interesante articulo,en donde se toma en consideración lo importante de la educación superior.

Anónimo dijo...

La formación no puede estar supeditada a otros fines que no sean los del crecimiento mismo de la sociedad y del hombre. Interesante reflexión. AMLL.

Publicar un comentario